Tu cintura

Mis

manos

poseídas

soñaban

con huir

de mi cuerpo.


En un

magnetismo

cuántico,

colapsaban

buscando

tu cintura.


Un talle

mágico

que gritaba

como sirena

pizpireta,

please,

touch me,

catch me.


Mi mente,

siempre

correcta,

evitaba

el deseo,

confuso,

o de

ceñir

a tu mujer,

o de

arropar

la soledad

de tu niña

confusa.


Millones

de emociones

encontradas,

vagan,

en los múltiples

personajes

que tu ser

me obliga

a ejercer.


En un intento

tortuoso,

busco

aquel

que tu

Ser

necesita.


Nunca sé

quién

Yo Soy.


Ya,

creo,

que

nunca

lo sabré.


Sin más,

siento

y

acepto:


Ese

Yo Soy

que

siempre

será

la marioneta

que tu madurez

vaya encontrando

en un eterno

bla, bla,

que busca

la fría coherencia

de entender

los porqués

inconscientes

de los otros.


Quimera

estratégica

evolutiva

a extinguir.


©Alf Gauna, 2021

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s