¿ Amor ?

De tanto oírla la he cogido manía.

Cuando no se saben los porqués de la atracción, se utiliza amor.

Es cómo hablar de dios. Cuando no se sabe los porqués físicos de lo que no se ve, le damos al espiritu y a la metafísica.

Son la ceniza de la culminación del declive del Homo Sapiens Sapiens de 7 centros y del Homo Sapiens in Transitus adormecidos en la inercia de las mecánicas del condicionamiento y de la homogeneización que nos rodean

Una verdadera arma de control de masas.

Amor y odio. Eros y Tanatos. El sesgo moral de la atracción y la repulsión físicas. Juzgar la materia y el espacio kósmico.

La distorsión mental de la esencia de la atracción en la bioquímica del átomo y de las moléculas de carbono y en la física kósmica del preón-quark protón.

La voz nos trajo elementos nuevos para comprender:

La teoría de la Yuxtaposición.

Como la física del macrokosmos se encarna en la bioquímica del microkosmos.

Cómo el movimiento de traslación en fase y en desfase de piezas que rotan nos traen la atracción y la repulsión, la materia y el espacio, lo que es de tu fractal y lo que no es de tu fractal. Algo que confusamente se llamo Monopolo Magnético pues , en realidad , en los 80 no había otro concepto científico próximo a su significado.

La esencia de nuestro cuerpo se basa en la materia. El preón-quark-protón hecho núcleo atómico

La esencia de nuestra mente se basa en ver, mirar y observar. El electrón hecho neocortex.

La esencia de nuestra cognición es que nuestro sistema cuerpo-mente mire de manera diferenciada y optimizada. El neutrino hecho cognición.

Da un poco igual tu vanidad de que seas consciente o no.

Ese conglomerado de entes cuerpo-mente que pueblan el sistema Gaia se atraen para formar fractales o se repelen para crear espacio entre fractales.

Son las mentes las que crean las leyes morales para homogeneizar los fractales y dar por el culo al proceso azaroso de la emergencia holofractográfica. La emergencia holográfica de un todo por repetición azarosa de creación y destrucción de fractales.

Me diréis todo esto para hablar de amor. Sí , todo esto.

Le intento explicar a una amiga sus dudas sobre el amor.

No, esto no acaba con la física de baja materia y la bioquímica de dios y del amor.

Sí, hay más física. Física de alta materia.

Observar que aquí toda la gente hablaría de baja o de alta energía.

Sí, nos faltan más elementos que aparecen en la evolución kósmica. Y son esas tres familias de partículas elementales que nadie comprende y que sólo se observa en determinados fenómenos físicos. Familias que definen tres maneras de mirar, tres grados o niveles de cognición.

Tres tipos de fermiones de masa ascendente para poder ampliar el número de perspectivas.

Sí, sé que esto está desvariando para muchos. Pero, no importa, escribo para mi amiga y para los del mañana.

Es aquí en este nivel donde lo de la atracción y repulsión se sofistica y la palabra amor se desvanece pues emerge el mundo del siddhi de la aceptación y respeto de la diferencia. Allí las sombras del vacío de las fluctuaciones cuánticas del espacio de Haramein se convierten en esa materia de densos fermiones que nos une. La muerte del sueño del bosón.

La encarnación bioquímica de todas esta física de baja y de alta materia establecen esas conductas erotanatoicas entre seres, que van desde la unión para sobrevivir, la codependencia emocional, la conexión mágica, la amistad, la trophy wife-toy boy, el abuso, el cuidador@, la independencia entre iguales, amantes, el mentor, los co-creadores o la relación entre seres diferenciados.

©Alf Gauna, 2022

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s